2K : el video

El otro dia me acordé de un momento de esos de “tierra trágame” del que aún no estoy muy convencida de que no deba de tragarme la tierra, porque no se dónde está.

Tenía un amigo que había conseguido una cámara de video Sony muy buena de coste cero ( lo de trabajar de mozo de almacén en una empresa de transporte antes de que todo fuera por código de barras era un lujazo, lo fácil que era hacer “perderse” un paquete), y me la dejó durante una larga temporada ( yo creo que estuvo en mi poder cerca de un año) y con la que grabé uno de los conciertos de Rammstein a los que he ido ( exactamente Festimad 2002) y la boda de unos amigos.

Tan sólo tenía dos cintas para grabar en ellas, ya que todo era gratis, tampoco me iba a gastar un duro en comprar cintas nuevas.

Una noche de aburrimiento y soledad, vaya usted a saber dónde coño estaba mi marido, supongo que de viaje,  decidí grabarme a mi misma masturbándome, usando unos cuantos juguetitos que ya tenía, con posturitas y dobles penetraciones y esas cosas, que ya que me metía en faena, pues lo iba a hacer bien. Ahora no llama mucho la atención porque podemos encontrar a miles de personas haciendo lo mismo, pero en aquel momento no había tantos vídeos ni acceso a ellos.

Para hacerlo y que nadie lo viera, lo grabé hacia mitad de la cinta, memoricé en el minuto en el que estaba para verlo un par de veces más (creo que no se lo enseñé a nadie) y después de un tiempo, me olvidé del video.

Y volví a utilizar la cinta, esta vez para grabar la ceremonia y parte de la celebración de la boda de los amigos mencionados. Como yo no sabía editar video en aquel entonces, le di la cinta a otro amigo para que hiciera el montaje típico y regalárselo al feliz matrimonio. Cuando me devolvió la cinta original, después de verla para recordar el momento (fue una boda muy divertida y bastante salvaje donde no paró de correr la coca y los porros, menudo desfase y que manera más horrible de disimular ante el resto de los invitados ya que los tios se levantaban de cinco en cinco al cuarto de baño, lo nunca visto… yo era de la sección porros, así que me pasé más tiempo en el jardín del restaurante que sentada dentro, mientras que los novios nos miraban con cara de “cabrones, dejadnos algo”) y al volver a ver esos momentos de desfase, me di cuenta de que tan sólo pasados dos minutos del final de la grabación, aparecía mi coño en primer plano y toda la paja completa, no se había borrado nada de nada. Así que llevo años con la duda de si el “editor” acabó viendo el video o tuve la suerte de que lo parara al final del bodorrio. O lo que es peor, que lo incluyera en el video montado sin querer. Bueno, esto último creo que no porque si no me hubiera enterado. Así que aún vivo con el miedo de encontrarme a mi misma en xvideos o en algún sitio por el estilo.

Por cierto, creo que me voy a ir a estudiar a la Universidad de Northwestern

2 thoughts on “2K : el video

  1. Esa situación que describes es muy de peli americana de jóvenes juerguistas, veasé “American Pie”…la típica familia del mojigata que están viendo el vídeo de la comunión de la hija y de repente aparecen en la pantalla unos labios sonrosados con pelitos alrededor (y no me refiero a la boca de Parada).

    Muy buena la universidad de Northwestern, me jugaría el cuello a que la asistencia a esa clase se ha triplicado desde aquella clase práctica.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s